Cuentos infantiles largos

Cuento infantil largo

Este fantástico y divertido cuento de nuestra colección de cuentos infantiles largos es una maravilla para los más pequeños. Espero que les guste y lo  disfruten en familia.

Cuentos largos para niños “La Isla de Nini”

En una perdida isla del océano Indico vivían unas poquitas familias pescadoras, sus habitantes estaban muy felices de vivir en ese lugar, no tenía nada y lo tenían todo, vivían en la isla de NINI: ni televisiones ni, consolas Play Station, ni Nintendo Wi, ni Gormitis,  ni tantas otras cosas que la tecnología haya inventado.

¿Y saben qué?
Siempre estaban de buen humor, alegres y disfrutaban reunirse alrededor de la mesa con las velas encendidas escuchando  las aventuras de los abuelos, aventuras donde los niños abrían sus ojitos y viajaban a través de la imaginación de las mentes.

Sus chozas eran muy humildes pero muy curiosas, estaban construidas sobre pilotes a orillas del mar y deponían de un pequeño puente que terminaba  a orillas de la playa. De esta manera podían llegar a tierra firme y recoger de la inmensa espesura que había a pocos metros, lo que necesitaban para vivir.

Pero lo más insólito era que las habitaciones de todos los niños tenían un suelo muy peculiar, eran de cristal, así que cada noche cuando iban a dormir disfrutaban viendo el azul del agua y la infinidad de pececillos de colores.

En una de las chozas vivía el protagonista de esta historia PETER, que un día decidió que no iba a dormir porque quería saber cuántos pececillos había en el mar. Así que esa noche estuvo muy atento a todo lo que pasaba debajo de su cristal, cientos de pececillos con una combinación de colores fantásticos deleitaban su vista, pero oh ¡sorpresa, no podía creer lo que estaba viendo UNA SIRENITA ¡estaré soñando pensaba Peter, o quizás me lo esté imaginando, hasta que un pequeño, toc, toc, en el cristal, termino con todas sus dudas, la sirenita lo estaba saludando.

Cuentos largos para niños

Cuentos para niños largos

Entonces se le ocurre una idea y sale corriendo a proponerle que sean amigos. La sirenita encantada acepta pero se dan cuenta que le es imposible caminar así que nuestro audaz amiguito se las ingenia y vacía el saco que usa para coleccionar caracoles y piedras y se lo da. La sirenita salta dentro del saco y comienza a brincar y así entre brinco y brinco conoce la choza de Peter, además  le muestra la colección de corales que el mar le había regalado. La invita con un rico zumo de coco, y como ve que ella se está divirtiendo tanto decide colocarse un saco para saltar como ella.

- Esto es super divertido – exclama Peter – y es así como los dos descubrieron las carreras de  sacos, que ahora son muy conocidas.

¿Seguro que alguna vez tu también jugaste a las carreras de sacos verdad?

Lili

Más cuentos para niños largos

El juego de las estrellas, una preciosa lectura para niños pequeños
Videos infantilesCuentos para niños de preescolar
Nuestros últimos cuentos

Compartir es crear un mundo mejor!
This entry was posted in Para los más pequeños (0 - 4 años) and tagged . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>